Cómo elegir el tratamiento de hemorroides más adecuado

Cómo elegir el tratamiento de hemorroides más adecuado « Curar Hemorroides

top

Comparte tu experiencia con otras personas

< ¿Qué son las hemorroides trombosadas?

Curar hemorroides durante el embarazo >



25 de febrero de 2012

Cómo elegir el tratamiento de hemorroides más adecuado

Cuando buscas un tratamiento de hemorroides que se adapte a tus necesidades, debes considerar algunos factores importantes, como por ejemplo: cuál te resultaría más cómodo, cuánto tiempo de recuperación posterior requiere, cuánto tarda en ofrecer resultados y qué cantidad de dinero estarías dispuesto a invertir. En este artículo te brindaremos respuestas a todas esas preguntas.

Si tus hemorroides atraviesan un grado avanzado y te causan dolor, es importante que veas a un médico, ya que la situación, de lo contrario, podría empeorar.

En los casos extremos, la única opción para curar hemorroides es someterse a una cirugía. La hemorroidectomía requiere un posoperatorio de cuatro semanas. Debe tomarse como la última opción a considerar, ya que es muy dolorosa y puede tener efectos secundarios a largo plazo. Suele ser bastante cara.

Si tus hemorroides no son tan agudas, puedes elegir otros tratamientos.

El primer tratamiento a considerar para hemorroides moderadas es la aplicación de una crema natural, como Argile Verte. Esta crema alivia el dolor, la hinchazón y el picor, elimina las bacterias presentes en la región anal y detiene el sangrado.

También existen muchos remedios naturales que puedes elaborar por tu propia cuenta. Este tipo de tratamiento de hemorroides puede involucrar vitaminas, minerales y varias hierbas con propiedades curativas. Estos métodos brindan alivio rápido y efectivo al dolor y reducen el tamaño de las hemorroides en cuestión de días. Además, son muy económicos.

Otro consejo que puedes seguir es tomar un agradable baño de asiento. El agua tibia aliviará el dolor y la hinchazón. No es aconsejable que añadas sales, ya que las tinturas presentes en ellas pueden irritar la zona afectada.

Una vez que hayas terminado el baño, puedes tomar un poco de hielo (envuelto en una tela) y aplicarlo en forma de compresa sobre la zona anal. Esto genera una disminución en la cantidad de sangre que fluye hacia el área afectada; también brinda un efecto de relajación que aliviará un poco más el dolor. Repite este proceso varias veces al día para obtener mejores resultados.

Coméntalo >

Publicado en: Tratamientos de Hemorroides

No hay comentarios

Dejar un comentario

abajo

Formas de Pago
y envío

Cómpralo ahora y recíbelo mañana

Gastos de envío GRATIS

Quiero comprarlo ahora Quiero comprarlo ahora
 bottom